Voces contra la violencia

Testimonio

Mariela de Los Ángeles López Hondoy

Mariela de Los Ángeles López Hondoy “Nos dimos cuenta por el noticiero” Mi hija lavaba y planchaba y salió a trabajar ese jueves 30 de enero, pero ya no regresó. Sus hermanos y yo la llamamos por teléfono y nunca nos respondió.Me di cuenta que estaba muerta cuando escuché Panorama Noticioso, donde decían que habían encontrado una mujer sin identificar, la cual había sido asfixiada y era morena, pelo negro largo, vestía un pantalón de color azul, con chaqueta del mismo color.Yo le dije a mi hermana: A mi hija yo no la voy a volver a ver y ella se fue a buscarla. Luego llamó y la hija de Mariela tomó el teléfono para confirmar cómo estaba vestida la mujer que encontraron. La muchacha de inmediato le dijo que esa era la ropa de su mamá. En ese instante pensé que me iba a morir. Me pregunté qué podría hacer yo, una anciana enferma, con cuatro nietos bajo mi responsabilidad.Mariela fue encontrada muerta en las faldas del Coyotepe. Ismael, un muchacho que conoció a través de chat y que después la venía a buscar, la asfixió con el cable de su celular. Su cara estaba irreconocible, las aves de rapiña le quitaron toda la piel.Siento un gran dolor cuando sus hijos me la recuerdan. El niño me decía: Abuelita ¿podré ver algún día a mi mamá, aunque sea un poquitito? Yo le contesté: No mi amor, la enterraron y de ese lugar no se le puede sacar.Mi nieta me dice: Siempre me acuerdo que mi mamita no tenía su carita completa y se pone a llorar. Y sin darnos cuenta, todas estamos llorando juntas.Nosotras pedimos a la Policía que este crimen se aclare porque a muchas mujeres asesinadas no se les ha hecho justicia. Esperamos que el asesino sea castigado. Testimonio de Rosa María Palacios Hondoy, madre de Mariela López